Capital Querétaro
PUBLICIDAD
Sábado 25 de Mayo 2019

Sábado 25 de Mayo 2019

UnidadInvestigación
| | |

Fútbol de mujeres dejaría de ser profesional en Colombia

AP Photo,, ARCHIVO - En esta foto de archivo del 10 de abril de 2016, Isabella Echeverri, de la selección de Colombia, disputa un balón frente a Crystal Dunn, de Estados Unidos, en un partido amistoso disputado en Chester, Pennsylvania. Echeverri y Melissa Ortiz han criticado las condiciones del fútbol femenino en Colombia (AP Foto/Chris Szagola, archivo) Foto Capital Media
Autor
|
09 de Marzo 2019
|

BOGOTÁ (AP) — Dirigentes del fútbol de Colombia manifestaron el miércoles dudas sobre si la liga existente de mujeres puede seguir siendo profesional, ante una serie de insuficiencias, que irían desde los recursos económicos hasta el número necesario de jugadoras.

Las declaraciones por parte de distintos dirigentes deslizaron la posibilidad de que la liga femenina ya existente se degrade a una categoría semiprofesional, lo que ha generado ya críticas, en medio de una tormenta mediática desatada por distintas denuncias, que han apuntado a la falta de condiciones dignas para que las mujeres desarrollen el fútbol profesional e incluso a presuntos casos de acoso sexual.

“Habrá torneo (de mujeres), pero no sé todavía si es profesional”, advirtió el presidente de la máxima categoría del fútbol colombiano (Dimayor), Jorge Enrique Vélez.

Entrevistado por la emisora Blu Radio, Vélez explicó que faltan futbolistas suficientes para sustentar una liga profesional en el país.

“Necesitaríamos alrededor de unas 700 mujeres profesionales. Nosotros no tenemos 700 mujeres profesionales en el fútbol colombiano”, sentenció, y dijo que Dimayor tiene la responsabilidad de no avalar una liga profesional sino “en el momento en que realmente sintamos que ya tenemos la capacidad y el proceso para poderlo hacer”.

Álvaro González, presidente de la división aficionada del fútbol (Difútbol) abordó también el tema durante la jornada. Se refirió a datos que Dimayor le ha compartido, los cuales revelarían que “no parece tener mucha fuerza de que el fútbol femenino profesional se configure en Liga”, por lo que habría interés en el semiprofesionalismo.

Los detalles del proyecto aún estarían en discusión, pero se anticipó que la propuesta sobre la categoría semiprofesional contempla que los conjuntos tendrían jugadoras sub23, salvo seis de categoría libre, y no podrían contratar extranjeras.

La liga profesional de mujeres celebró su primera temporada en 2017, cuando se coronó Santa Fe de Bogotá. Al año siguiente, el título fue para Atlético Huila, que además se adjudicó la Copa Libertadores.

Se prevé que el certamen de este año comenzara en el segundo semestre.

Pero el presidente de la Federación Colombiana de Fútbol, Ramón Jesurún, dijo en la jornada que esta liga ha enfrentado diversos inconvenientes durante este par de años, incluidos altos costos, falta de patrocinadores, pérdidas económicas de los clubes y baja cobertura por parte de la prensa.

“Tenemos que ver cómo vamos a diseñar la liga femenina, si bien nos cogió el tiempo, tenemos que hacerlo”, indicó Jesurún, quien explicó que la inversión en los dos primeros años superó el millón de dólares.

De inmediato, surgieron críticas por parte de futbolistas colombianas. Leicy Santos, una de las figuras de la selección mayor, deploró el proyecto semiprofesional.

“Estoy en un desacuerdo total, esto nos quitaría la posibilidad de competir y estar activas. Quitar la liga en este momento, después de haber dado este paso tan importante, es retroceder”, opinó Santos en la edición digital del diario El Espectador de Bogotá.

Otras cuatro seleccionadas, Oriánica Velásquez, Natalia Gaitán, Isabella Echeverri y Melissa Ortiz, convocaron a una conferencia de prensa para este jueves, a fin de abordar la situación del fútbol femenino.

Echeverri y Ortiz difundieron el mes pasado mediante las redes sociales un video en el que acusaron a la Federación de discriminarlas. Añadieron que se sentían amenazadas con la posibilidad de perder sus puestos en el combinado por manifestar su descontento por condiciones que las habrían llevado a sufragar de su bolsillo diversos gastos, como los de uniformes y viajes.

Luego la fisioterapeuta Carolina Rozo, quien trabajó con la selección femenina sub17, denunció que el técnico Didier Luna la había acosado sexualmente a ella y a algunas integrantes del equipo que disputó la final del Sudamericano de la categoría, disputado en 2018, en Argentina. El padre de una jugadora ha hecho acusaciones similares en contra del preparador físico Sigifredo Alonso.

El miércoles, la FIFA y la CONMEBOL condenaron los presuntos casos de acoso sexual y laboral.

Encuentra más notas sobre

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Más notas

El rechazo al plan de Brexit sube la presión sobre May [Leer más]

El papa hace una llamada a unidad de los católicos en China [Leer más]

Legislador niega que Irán quiera una guerra con EEUU [Leer más]

El apoyo a la ultraderecha, la clave en elecciones europeas [Leer más]

Recomendados