Capital Querétaro
PUBLICIDAD
Viernes 18 de Enero 2019

Viernes 18 de Enero 2019

UnidadInvestigación
| | |

Cruel e inhumano, separar familias de migrantes: canciller

Niño. Foto: Especial Foto Capital Media
|
20 de Junio 2018
|
Son mexicanos 1% de infantes alejados de sus padres

Aunque manifestó su respeto a las medidas migratorias de Estados Unidos, el secretario de Relaciones Exteriores (SRE), Luis Videgaray, expresó la enérgica condena del Gobierno de la República a la política de separación de familias migrantes que ejerce la Unión Americana, a la cual calificó de cruel e inhumana.

El canciller enfatizó que la separación de niños y adolescentes migrantes de sus familias es un hecho que representa una violación a los derechos humanos y pone en situación de vulnerabilidad a niños, incluso algunos con discapacidad.

La respuesta diplomática de México fue expresar, de manera formal, esta posición al gobierno de Estados Unidos, la cual el propio canciller la manifestó al secretario de Estado, Mike Pompeo, y a la secretaria de Seguridad Interior, Kirsten Nielsen.

Se sumó la entrega de una nota diplomática para diversas instancias de ese gobierno, incluyendo el Departamento de Justicia, donde se rechazó y condenó a esta política, así como un exhorto para que ese país garantice una mejor coordinación entre las distintas agencias para que haya registro concurrente de niños y padres en esta situación.

El canciller adelantó que en el ámbito de sus facultades, la Secretaría de Relaciones Exteriores promoverá el fin de esta política que viola los derechos humanos de niños, independientemente de su nacionalidad.

En este sentido, el Gobierno mexicano llamó a la comunidad internacional y a organismos multilaterales para expresarse, de manera clara, sobre esta política de cero tolerancia y no ser indiferentes.

Informó que México, a través de sus misiones ante Naciones Unidas y en la Organización de Estados Americanos (OEA), acudió a todos los órganos que tienen que ver con la defensa de los derechos humanos, para pedirles que sigan de cerca este “lamentable” fenómeno y actuar dentro de sus competencias.

Agregó que la dependencia estableció comunicación con los cancilleres de Guatemala, Sandra Jovel, de Honduras, Dolores Agüero, y con el embajador de El Salvador en México, con quienes se acordó una reunión de trabajo, para el próximo viernes en la Ciudad de México, donde se les ofrecerá toda asistencia y capacidad institucional, con el fin de establecer acciones conjuntas en Estados Unidos.

Luis Videgaray resaltó que México tiene una responsabilidad moral y constitucional, ya que la defensa de los derechos humanos es uno de los principios de la política exterior.

También aclaró que México no promueve la migración ilegal, e instó que el Gobierno mexicano no puede permanecer indiferente ante esta situación inhumana, por lo que insistió al gobierno de Estados Unidos a reconsiderar su política.

Luis Videgaray aseguró que desde que se puso en práctica esta política, en abril pasado, el Gobierno, a través de la SRE y de la red consular, ha actuado de manera inmediata, visitando los centros de detención y albergues para identificar los casos de niños de origen mexicano que han sido separados de sus padres.

Detalló que de los mil 995 casos que han sido informados por el Departamento de Seguridad Interior de la EU, sólo 21 se trata de niños mexicanos separados de sus padres por esta política de tolerancia cero.

Precisó que la mayoría de ellos ya ha sido repatriada a México, en tanto que sólo siete permanecen en albergues, pero advirtió que esta cifra puede cambiar todos los días.

Resaltó que la mayoría de niños separados son ciudadanos de Guatemala, Honduras y El Salvador.

Aseguró que la red consular mexicana en Estados Unidos, en todos los casos ha visitado y entrevistado a los niños, identificado a sus familiares y, en la mayoría de los casos, ha logrado la repatriación y fueron atendidos por el DIF en el puerto de entrada, además de familiares.

Luis Videgaray refirió dos casos particulares de niños mexicanos en esta situación; uno de ellos es de 12 niños que fueron enviados a distintos puntos de Estados Unidos, y padres y madres fueron enviados a un centro de detención en Washington.

De este hecho, siete de ellos ya fueron repatriados y para los demás se busca la reunificación familiar en EU, pues allá tienen familiares. Otro caso es el de una niña mexicana de 10 años, la cual se encuentra en un albergue en McAllen, Texas, y tiene síndrome de Down; su madre se encuentra en Brownsville.

Encuentra más notas sobre

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Notas relacionadas

Migración ordenada es la solución para Venezuela [Leer más]

Consejo Andino advierte sobre crisis humanitaria [Leer más]

TLC y la continuidad de sistema / régimen / Estado de CSG a [Leer más]

Acelerarán repatriación de migrantes a Centroamérica [Leer más]

Recomendados