Capital Querétaro

WWW.CAPITALQUERETARO.COM.MX

PUBLICIDAD
Lunes 21 de Septiembre 2020
UnidadInvestigación
| | |

40 años coleccionista de autos a escala

Captura de pantalla 2016-03-31 a las 10.22.12

Captura de pantalla 2016-03-31 a las 10.22.12

31 de Marzo 2016

Mientras comenzaba la noche, sentado en un banco, Ramón Fernández, a quien conocen como “Dukes de Hazzard”, por ser un coleccionista de autos a escala 1/64, recuerda a sus amigos que comparte esta pasión con su esposa, que colecciona rosas y para compensar sus nuevas adquisiciones, no olvida las flores, pues quiere evitar conflictos maritales por su hobbie.

Con unos 40 años de coleccionista, como cada jueves, se reúne con amigos, en un local de Hidalgo, en donde se da la oportunidad de regresar a la infancia, cuando acompañaba a su madre al supermercado y a veces, con quejidos e insistencia, esperaba llegar a casa con otro auto.7 A 1

Dukes, no era como la mayoría de los niños, que emocionados con los autos y las historias, construyen en su mente pistas para competir y chocar carros, recorriendo paredes y culminando en las piernas del hermano o hermana, como si éstas fueran una carretera con obstáculos y aventuras, pues al contrario, nació su interés por conservar las adquisiciones en buen estado.

Cada mañana que despierta, después de bostezar y memorizar su agenda de trabajo, observa su colección, centrando la mirada, en los coches de los 80´s, de la serie Los Dukes de Hazzard en Estados Unidos.

A veces pone sobre su mano, el favorito, el auto general lee, modelo principal de la serie, y explora como si no lo hubiera hecho antes, abriendo las puertas, observando la pintura, el origen y la belleza en algo tan diminuto, sin embargo prefiere conservar piezas históricas, porque las nuevas o están muy raras, incluso con forma de cocodrilo o tiburón, o simplemente no son de la misma calidad.

7 A 2“Tengo colecciones de todo lo que me gusta pero en lo personal tengo volkswagen y los de mi niñez. Tengo exhibidores para los abiertos y cerrados, el dinero no alcanza, es siempre compro todo lo que me gusta, es el problema, tengo esposa e hijos. Hay muchos amigos que echan en la cajuela, van juntando y tienen llena la cajuela y no los meten a su casa hasta que un día o esté la esposa y los sacan a guardar, es real. Ya la hice coleccionista, solo así (no me regaña), ella colecciona rosas”.

Aunque no conoce el número exacto de la colección, también adquiere de otros países o los Hotweels, con un valor desde los 100 pesos hasta cinco mil pesos.

Y es que, el mundo del coleccionista es infinito, pues aparecen otros modelos, hasta los “errores” tienen su valor e historia, como los que se producían en México, que por la cultura, en ocasiones no eran las llantas del mismo modelo o color y eso los hace únicos en la actualidad.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD